TRADUCTOR DE IDIOMAS

SELECCIONAR IDIOMA PULSANDO SOBRE LA BANDERA

lunes, 12 de mayo de 2014

PERICO FERNÁNDEZ

El 19 de octubre de 1952, nace en Zaragoza, Pedro Fernández Castillejos.
Tras una difícil infancia, la cual transcurrió en un hospicio, Pedro descubre en el Boxeo una vía de escape, que le permite además de las ventajas saludables que aporta el deporte a cualquier persona, la oportunidad de hacer carrera y ganarse la vida.

Perico Fernández, como así se le conocía popularmente como boxeador, debutó en el Boxeo Olímpico en mayo de 1970. Tan solo dos años después, celebraría su debut como profesional, un 20 de mayo de 1972.

Su paso al Boxeo de pago fue todo un éxito, contaba sus combates por victorias, y es por ello que no gozaba de la confianza del gran público ya que se pensaba que los rivales de Perico no eran de un nivel suficiente, para "fabricarle" un gran historial de victorias, y deseaban ver como respondería ante un boxeador de nivel en un combate valedero para la disputa de algún Título o con el mismo en juego.

Ese primer combate con Título en juego le llegaría el 3 de marzo de 1.973, donde se enfrentaría ante Kit Tano con el Campeonato de España en juego y ante sus paisanos en Zaragoza Perico se proclama nuevo Campeón de España del peso ligero. 

Tras la conquista del Campeonato de España, defiende con éxito el Título ante José Ramón Gómez Fouz al cual derrota por puntos tras doce asaltos, y en la siguiente defensa vence por K.O. técnico en el 3º asalto a otro grande de España, Manolo Calvo un 1 de marzo de 1.974.

Para entonces Perico seguía sumando adeptos y ya se le consideraba un ídolo pugilístico y el 26 de julio de ese mismo año, le llega su gran oportunidad, la oportunidad de conquistar Europa. El combate se disputó en Madrid, el ambiente era tremendo y nadie quería perderse la oportunidad de ver a Perico proclamarse Campeón de Europa. El Campeón un andaluz, de Córdoba llamado Toni Ortiz, quien conquistó la corona europea en Estambul (Turquía), al vencer por puntos tras 15 asaltos a Cemal Kamici

El combate fue muy duro e igualado, ambos púgiles se entregaron desde el primer asalto, y cuando todo parecía que se decidiría por puntos Perico alcanzó a su adversario con una contundencia, que mandó a su rival y hasta ese momento Campeón de Europa a la lona. Europa tenía nuevo Rey. 

Un mes tardó Perico en poner el Título de Europa en juego, fue en Italia ante Pietro Ceru, al cual mandó al cuarto de los sueños en dos asaltos. Perico retiene el Campeonato de Europa.

Aquel verano sería inolvidable para Perico, casi un mes después de defender con éxito su Corona continental, el 21 de septiembre de 1.974, Perico Fernández disputará en la capital italiana el Campeonato Mundial ante el japonés Lion Furuyama. El Título quedó vacante una vez que el anterior Campeón Bruno Arcari subió de peso, por lo que Perico Fernández y Lino Furuyama fueron designados como aspirantes oficiales. 

En un largo y duro combate disputado a 15 asaltos, Perico Fernández logró por su pundonor, vencer por puntos (decisión dividida), proclamándose así el nuevo monarca mundial, el nuevo Campeón del Mundo (Consejo Mundial de Boxeo) del peso superligero. 

La siguiente defensa fue del Campeonato del Mundo fue ante Joao Enrique, un boxeador estilista de alta escuela, y ante él Perico sacó a relucir su mejor repertorio, estaba en su mejor momento y disfrutaba de sí mismo. Logró retener el Campeonato del Mundo al vencer a Joao Enrique por K.O. 

Esta victoría, fue quizás la más importante y meritoria de la carrera de Perico, fue un triunfo que le convirtió en un fenómeno social, era el deportista del momento de todos los españoles, aficionados o no al Boxeo disfrutaban de sus grandes gestas deportivas. 

El siguiente reto le trasladó a Tailandia, para enfrentarse en Bangkok a  Suansak Muangsurin que siendo nativo de allí, estaba mas que acostumbrado a boxear en aquellas condiciones climatológicas, para cualquier otra persona que no estuviera adaptada la humedad y el calor, eran su mayor adversario. Perico Fernández perdió su cetro mundial al caer noqueado en el octavo asalto. Posteriormente, se realizó una revancha en Madrid pero Perico volvió a caer derrotado esta vez por puntos, y tras perder la revancha comenzó el principio del fin de una carrera deportiva plagada de éxitos. 


Antes de volver a pelear por el Título Mundial ante el tailandés Suansak Nabgsurin en Madrid, Perico Fernández, volvió a proclamarse Campeón de Europa venciendo por K.O. a Fernand Roelans en Zaragoza, y defendió la misma con éxito ante Giancarlo Usai


Perico Fernández logró 82 victorias en 125 combates, 47 por la vía del K.O. Cosechó 28 derrotas y 15 combates nulos. 

A lo largo de su carrera, Perico fue Campeón de España, Campeón de Europa y Campeón Mundial, sin lugar a dudas, estamos ante uno de los mejores boxeadores y deportistas de la historia de nuestro país a quien la vida no trató demasiado bien. 


Pedro Fernández Castillejos: boxeador.

Pedro Fernández Castillejos: Campeón. 

GRACIAS A TOD@S

Tras no publicar desde enero del pasado año 2013, principalmente  debido a las obligaciones profesionales y otras circunstancias que me hacían disponer de un tiempo muy limitado, y por consiguiente, no haber podido seguir actualizando la página,  he podido comprobar como a pesar de no publicar, el Blog ha seguido recibiendo visitas a diario, contando actualmente con 172.302 visitas.

Desde este sitio, quiero agradecer a todas las personas las visitas que realizáis y los comentarios que escribís. Regreso con la intención de seguir escribiendo sobre el noble arte, esperando que sea de vuestro agrado y tratando de mejorar cada día por y para tod@s ustedes, con el fin de que cuando tengan a bien vistar Boxeolinense.blogspot.com pasen un rato distendido y que la información aportada sea de vuestro interés.



EntradaPáginas vistas
España
70949
Argentina
24166
México
21550
Estados Unidos
8755
Chile
8516
Alemania
7720
Colombia
4044
Francia
2260
Perú
2106
Venezuela
1863





Gracias por vuestras visitas.

lunes, 7 de enero de 2013

UN PASEO POR EL GLORIOSO PASADO DEL BOX ESPAÑOL

El "arte de la defensa personal propia" tuvo mucho que luchar, en sí, allá por la época heórica, hasta lograr para España una situación preponderante. Eran tiempos aquellos, de ambiente romántico, en que nuestros boxeadores no mostraban el espíritu inquieto que luego habría de caracterizarles. Nos estamos refiriendo a la segunda década del siglo XX. Cuando por entonces eran campeones los Luis Vallespín, Alaix, Miró, Zaldívar, Puig, Molero y Kamaloff. Juan Molero, el de los "cruceros", era un hombre alto y delgado, mientras que José Teixidor, por raro contraste, dada su condición de peso fuerte, era bajo de estatura para su categoría. Su campaña se había desarrollado por el extranjero y años más tarde, en París, pondría en juego su Título frente a Paulino Uzcudun, que le ganaría antes del límite. 

Se puede decir que nuestro Boxeo nacional, tomó impulso a partir de la época de Ricardo Alís contra el Campeón de Europa el belga Piet Hobin. Fue una gran ocasión para nuestro compatriota, que perdió por incipiente, a través de viente asaltos interminables. Por entonces, tenía el valenciano diecisete años. 

Antonio Ruiz, boxeador popularísimo en su época, pudo haber llegado mas lejos en su carrera, conquistó para España,  el primer Título de Europa, en categoría de peso pluma , venciendo al belga Hebrans, que nada pudo hacer sino defenderse con habilidad relativa ante el de Tarancón, de condiciones excepcionales para ir lejos muy lejos...

Las primeras etapas dejaron el paso libre a nuestras figuras, que luego habían de brindar episodios brillantes. Fue Paulino Uzcudun en realidad, la figura cumbre, el que más propulsó con sus hazañas, el Boxeo patrio, elevandoló de su condición primitiva.

Figura vigorosa, pletórica de facultades, verdadero superdotado, uno de los mas extraordinarios encajadores de la Historia del Ring. Junto al macizo regiltarra, el agresivo Hilario Martínez, su compañero de "equipo", que también marcó época con su leyenda. Desbordaron pronto de Europa para irse a América en pos de la gran aventura. Allí ganaron fama y dinero. Se impusieron por su colorido. Al conjuro de sus proezas hubo muchos púgiles que se hicieron pasar por españoles -Ascensio, Agotte o Alf Ros entre otros- para aprovechar el buen ambiente, que nuestros compatriotas habían logrado crear en torno a la figura del boxeador español. De ahí que aprovecharan unos y otros, el momento psicológico, gracias a Paulino Uzcudun , a Hilario Martínez, a Ignacio Ara, a Gregorio Vidal, entre los más destacados, España se ganó un lugar de honor en el Boxeo a nivel mundial. A ello contribuyó Ricardo Alís que boxearía con los mejores boxeadores de su peso, bajo una campaña meritísima. Cualquiera con apellido español, tenía la seguridad de ser aceptado, de cotizarse. Formaban legión con mayor o menor popularidad: Antonio Ruiz, Pedro Sáez, Jeo Walls, Jim Morán, Cañizares, Tomás Tomás, Young Ciclone, Víctor Ferrand. . .

Antonio Ruiz, aterrizó en Argentina de la mano de Soriano, cuando aún brillaba con luz propia en la estrella de Luis Rayo, que luego sería rival de Justo Suárez. 

En La Habana teníamos a Jim Morán, que se llegaría a enfrentar con el Campeón Joe Dundée al igual que Hilario Martínez. También Ricardo Alís se enfrentaría en las Antillas al famoso Kid Charol. Tomás derrotado por Aranis del Pino y Puig, valiente y entero, regresó sin pena ni gloria. Por allí pasarían Gregorio Vidal, Justo Vidal, Paulino, Hilario, Ferrand, Rufino Álvarez, Manuel González, Ara, Antonio Mata, Isidoro, Blas de Mendieta, Martín Oroz, Martínez Fort, Andrés Castaño y muchos otros con anhelos de triunfo. Fueron surgiendo nuevas figuras, hombres de relieve que respondían por Vitriá, Murrall, Flix, Barbéns, Gironés, García Lluch, José de la Peña, Martínez de Alfara, Alvó, Ros, Sangchilli, Micó, Tejeiro, Gabiola, Mateo Oza, Lete, Olaguibel, Tavares, etc. España, pugilisticamente hablando, ya era una potencia, y así unos nombres más por no hacer la relación interminable, que comprendía a Pedro Ruiz, Arilla, Echeverría, Lafont, Fortunato Horas, Duerte, Iglesias, Las Heras, Cáliz Mompó, Carmelo Fenoy. . .

El Boxeo se hizo grande en el panorama nacional español, El mismo Toro de los Pirineos, ya no era el púgil inexperto que había triunfado  por  juventud, por fortaleza. Muchos pelearían con Campeones Mundiales, llegando Sangchilli a proclamarse el primer Campeón del Mundo de Boxeo español tras derrotar a Alf Brown, la famosa "Araña Negra del Panamá".

Marteau Gould, Dixon y Frank Grozier habían introducido la semilla, aunque no fueran quienes iban a recoger los frutos, después enriquecidos por aportes de Augusto Robert y Tony Berton, por no nombrar más que a dos de los mejores profesores.

EL BOXEO ES CIENCIA

Muchos no comprenden el Boxeo como actividad deportiva. Menos aún sport, dilettanti o amateur. Como medio o fin de sacar renta lo justifican en cierto modo. Mas en cualquier circunstancia, consideran el pujilato como una actividad de hombres torpes y primitivos. No se lo explican.

                                                                                                       ALTIUS, FORTIUS... Y AVENTURA

Es manifiesto el error de los que así piensan. Dando de lado, prescindiendo de la finalidad crematística o del concepto amateur, el Boxeo como práctica voluntariosa y racional resulta formativo física y espiritualmente, incluso sin salir del gimnasio. Pasemos de prisa por sus fases para destacar rápidamente la consecuencia.

La gimansia sueca, las tablas adecuadas, modifican la anatomía más o menos deficiente, más o menos dispuesta. Se llega al fortalecimiento físico. La técnica del Boxeo, logra el adiestramiento en dicho arte. Muchos simultanean ambas, aun cuando lo lógico y racional es que aquella de seis meses a un año al ejercicio del Boxeo de competición.

No todos los jóvenes son valientes. Los hay tímidos y audaces. El complejo de inferioridad alcanza dosis mayores en unos que en otros o bien lo disimulan peor. Salvo excepciones, "la cantidad de timidez" corre paralela con la deficiencia física. Pues bien; todo joven aquejado de aquel complejo que, tras el periodo de educación física, afronta los primeros golpes, estira su su brazo, abate al contrario... Saldrá aquel día del ginmasio mas erguido, enhiesta la cabeza, pisando más recio, abomdado el pecho y con mas cuello. Queda clara la consecuencia. Desapereció el complejo.

Pero aparte estos valores, la aventura y el correr riesgos son condición humana, con independencia de que los juegos de fuerza y destreza entre los hombres son innumerables, variados, tan viejos como el hombre mismo. El Boxeo es uno de ellos. En la Grecia clásica, suponen su cuna y Roma ya hizo Boxeo profesional. Modernamente, aunque pueden deslindarse amateurismo y profesionalismo atrae por el peculio, la gloria y la popularidad. Estos modernos gladiadores tienen innumerables adeptos que los sustentan. Y lo mismo que el hombre se empeña en escalar una roca, una altura por su parte más inaccesible, subir más alto, descender a simas inexploradas, alcanzar grandes velocidades, y en suma, hacer lo difícil corriendo peligros de esas pruebas, el Boxeo satisface todo ese conjunto de emociones puras e impuras a un sector humano que por ellas se siente atraido.

Y tras este repaso psicofilosófico un tanto vulgar, vemos por elevación que el Boxeo escapa a las ideas brutal y torpe que de el se sustenta. Es más, aún descendiendo sin más averiguaciones al espectáculo que se tiene "delante de las narices" y quienes lo brindan, ya tendremos ocasión (también filosofando) de demostrar que el Boxeo es para pensado, se realiza pensando y que los mejores son los más inteligentes.


Artículo escrito por el señor Don Julian Risoto para la revista Boxeo en 1.959.

jueves, 1 de noviembre de 2012

EL PUMA DE BARACA (SEGUNDA PARTE)

Militando por aquellas fechas en la categoría del peso gallo, José Legrá debuta en España ante el púgil marroquí Ben Leyachi, un boxeador fuerte y muy competitivo que no reusaba a la batalla.
José Legrá tras estudiar durante los primeros asaltos a su adversario, logró imponer su estilo y el ritmo de combate, a base de fintas y juego de piernas, lo cual desquició al marroquí que no supo contrarrestar la depurada técnica del Puma y finalmente dobló la rodilla en el quinto asalto, sucumbiendo de esta forma ante Legrá. Un feliz debut para el Puma, que de esta manera, comenzaba su andadura por España.
Tras este debut, Legrá se enfrentaría a un presitigioso boxeador, ex Campeón de España, el catalán José Luis Martínez sería su próximo rival. Legrá conocía a este bravo púgil ya que realizó una gira por Cuba donde se enfrentó a boxeadores de la talla de Hirán Bacallado, Chu chu, Baby Recio o Enrique Casanovas, obteniendo buenos triunfos.
El Puma de Baracoa tuvo que esmerarse para sacar lo mejor de su repertorio, ya que frente a él tenía un púgil de contrastada experiencia y calidad. Tras consumirse el último asalto, los jueces por unanimidad dan como vencedor a los puntos a José Legrá, que con esta victoría, la crítica boxística del momento, se convence de que ante sí, está un boxeador llamado hacer grandes gestas sobre el cuadrilátero.
Tras esta victoría, a Legrá, le llega una oferta muy importante para asentarse entre los mejores boxeadores de la categoría en España. La oferta recibida le llevaría hasta Santa Cruz de Tenerife para enfrentarse a Kit Tano, aspirante de la Título de España, que en aquel momento ostentaba Kimbo.
En una abarrotada plaza de toros, José Legrá, se fue imponiendo desde el principio a su rival, al cual derribó con una tempranera derecha en el primer asalto. Tano se repuso, y fue valiente durante la contienda, pero su valentía fue insuficiente para contrarestar las manos que lanzaba El Puma de Baracoa. Poco a poco, la parroquia tinarfeña fue asumiendo la derrota de su ídolo y mostró sus respetos y reconocimiento al buen hacer de Legrá. Tras la toma de decisión por parte de los jueces, el árbitro se dió el resultado del combate, siendo este de nulo.
La sabia afición canaria, enfureció al ver el resultado, y a pesar de que deseaban la victoria de su ídolo Kit Tano, no dejaban de reconocer cuando Tano u otro de sus boxeadores no había logrado vencer. La lona del cuadrilátero se llenó de almohadillas en protesta por la decisión y todo la plaza aclamaba la victoria de José Legrá, incluso el mismísimo Kit Tano.
Tras este combate llegaría otro aúnmas importante. Le esperaba Kimbo.
Legrá logró derrotar a Kimbo en Madrid a los puntos, el 07/05/1964, tras esta victoria, viajó  a Las Palmas para volver a enfrentarse a Kit Tano, al que venció a los puntos el 23 del mismo mes. Doce día despues, el 4/6/1964, vuelve a enfrentarse en Las Palmas a Kit Tano al que volvió a vencer por puntos.
Tras esta pelea dará cuenta de los Rodríguez (K.O.), Gallo (por puntos), Kimbo (por puntos combate de revancha), Luis Aisa (por puntos), Pitardi (por puntos), Licausi (por puntos),  Luis Aisa (por puntos), Sánchez (por abandono), Renato Galli (por puntos), Pinto (por puntos), Ángel Neches (nulo), Mario Sitri (por puntos, Cabrera (por puntos), Kimbo (por puntos), Paiva (por puntos), Dos Santos (por puntos), y así permaneció invatido hasta el enfrentamiento con el inglés Winstone.
Legrá no dudo en aceptar la oferta que llegó desde el Gran Bretaña, estaba en un gran momento de forma, y le hacía mucha ilusión boxear en Inglaterra.
Según palabras del propio Legrá, aquella fue una de las mejores peleas que completó a lo largo de su carrera, sin embargo en aquella ocasión, los jueces dieron vencedor al boxeador local.
El público británico sintió vergüenza por la decisión tomada por los jueces, ya que fue indiscutible la victiria de Legrá así como impresionante la exhibición boxística que dio sobre el ring.
Aquella derrota fue muy fructífera, ya que catapultó a José Legrá a la actualidad internacional y comenzó su camino hacia los título, ya que la E.B.U lo nombró aspirante oficial al Título de Europa del peso pluma ostentado por el galés Winstone.
No obstante, Howard Wistone, abandonó el cetro continental para luchar por el Campeonato del Mundo, por lo que José Legrá se enfrentaría al boxeador frances Yves Demarest y un 10 de mayo de 1.968, El Puma de Baracoa logró cumplir con su promesa de conseguir para España el Campeonato de Europa, al derrotar por K.O. en el tercer asalto al boxeador frances, ante un abarrotado Palacio de los Deportes de Madrid, con uno de los llenos  mas impresionantes de la Historia de este emblemático pabellón. Dieciséis mil personas al recinto.
Sin embargo, aun tenía entre ceja y ceja volver a enfrentarse ante Howard Wistone, que para entonces ya era monarca mundial.
Tras la victoria de Legrá ante Love Allotey, la prensa internacional situaba a Legrá como futuro aspirante al Mundial y el promotoro inglés Jack Solomons comenzaba ha realizar gestiones para llevar a cabo el combate que enfrentarían al Campeón Mundial Howard Wistone contra el Campeón de Europa José Legrá con el Mundial en juego.
Legrá se preparó a conciencia en Gomera, junto a él su inseparable Kit Tunero, Martín Valencia, Sombrita, Raul Tejera y Satien. Un magnífico elenco para preparar a la perfección el que iba a ser el combate de su vida.
En la ciudad natal de Howard Wistone, Porthcawl, se celebraría el combate. Legrá ante veinte mil galeses, sale dispuesto  para ajutar cuentas con el galés y  de paso arrebatarle Título Mundial de los pluma, y nada mas comenzar el combate toma la iniciativa del mismo comenzando a lanzar sus puños sobre su oponente, de manera contundente, con gran rápidez, con golpes rectos y curvos, combinando a la cabeza y al cuerpo, José Legrá no dio opción alguna a Wistone y el árbitro tuvo que poner fin al combate en el quinto asalto, ante la inferiodidad manifiesta del Campeón ante El Puma de Baracoa.
José Legrá, El Puma de Baracoa o el pequeño Cassius Clay, perdió su condición de Campeón Mundial frente a Famechón en una polémica decisión.
Legrá lograría recuperar el Título Mundial dos años despues, derrotando al mejicano Clemente Sánchez el 16/12/1972 y lo perdería de forma definitiva ante el brasileño Eder Jofre.
El 5/11/1973, en Manuaga puso fin a su carrera tras caer derrotado ante un joven y futuro Campeón, Alexis Argüello.

José Legrá: boxeador.
José Legrá: campeón.

 

miércoles, 26 de septiembre de 2012

EL PUMA DE BARACOA (PRIMERA PARTE)

Corría el 19 de abril de 1.943, cuando en Baracoa (Cuba), nace un puma llamado José Legrá Utría. 
A la tierna edad de seis años, José se dedica a ayudar a su madre, llevándole las bolsas de ropa sucia al río. Allí su madre Sole, lavaba la ropa de las personas mas adineradas para ganarse la vida y sacar adelante a su familia. 
A los ocho años, José ayudaba a sus padres Sole y Emelio trabajando en diversos oficios, se levantaba a las seis de la mañana. Limpiaba estancias, luego trabajaba como limpiabotas, vendía periódicos... Todo lo que fuera necesario por ayudar a su familia. 
EN EL CENTRO, JOSÉ LEGRA.
A los trece años, José comienza a frecuentar con sus amigos "La Playita", lugar de encuentro donde multitud de gente acudía para divertirse, y descubrió, que frente a la cala había instalado una especia de ring, formado por cuatro estacas que hacían las veces de esquina y doce cuerdas poco tensadas. Allí se improvisaban combates en los que daba igual la diferencia de peso u otras circunstancias, y el público presenciaba combates apasionantes en los que frecuentemente, el público por su ímpetu de animar, tumbaba las estacas y caían las cuerdas, siendo los cuerpos de los espectadores el perímetro del ring. 
Frente al mar, en La Playita, José Legrá Utría, comienza su camino hacía la gloria.
José comenzó a frecuentar el gimanasio de Boxeo que había en Baracoa en la calle José Martí, los éxitos en La Playita, convencieron al "puma" de que aquél don debía aprovecharlo, y que ese iba a ser su camino. 
LEGRÁ TUMBA A CLEMENTE SÁNCHEZ
Comenzó a boxear en las Veladas que se organizaban en el gimnasio, ya en un ring reglamentario, calzando guantes, en otras palabras, de forma legal, y las victorías comenzaron a llegar y sus fans a crecer -su primera bata fue obsequio de un comercio llamado La Campana-  desde su debut, y fue inscrito como boxeador amateur en el distrito federativo de Baracoa Oriente.
Pronto Baracoa se le queda pequeño y se instala en La Habana primeramente, para mas tarde ir a Santiago de Cuba. En su primera temporada como amateur Legrá, consiguió un registro de 24 combates disputados con 22 victorias y tan solo 2 derrotas, una de ellas ante Vicente Núñez, al cual el Puma de Baracoa procesaba tremenda admiracion.
Gracias a su amigo Federico, consiguió ingresar en el gimnasio Ruta4, lugar donde también entrenaban entre otros, Luis Manuel Rodríguez,  Mantequilla Nápoles (Campeones del Mundo) y estuvo a las órdenes del gran preparador, Luis Sarriá. 
Su debut como profesional se produce en La Habana, ante Pedro Piñera a un combate pactado a cuatro asaltos, logrando la victoría por puntos. Sería la primera de doce victorías en trece combates, el otro resultaría combate nulo ante Bobby Luis. Prosiguió contando sus combates por victorías, y  Legrá fue designado para disputar el Campeonato Nacional de Cuba. Por aquel entonces, El Puma de Baracoa ya era idolatrado no solo en su localidad natal, sino en todo el país.
Tras derrocar Fidel Castro, mediante golpe de Estado, al mandatario Fulgencio Batista, el nuevo régimen, dictó una norma en la cual abolía el profesionalismo en el Boxeo, la cual entró en vigor apenas 15 días antes de que José Legrá disputase el Campeonato de Cuba. José Legrá consiguió que las autoridades cubanas, le concedieran un permiso para que continuara  con su carrera profesional en el extrangero.
Panamá, México y España, ofrecieron al Puma la posibilidad de continuar su carrera como boxeador profesional, finalmente el Puma, se traslada a España.
Nada más llegar a Madrid es recibido por Kid Tunero -al cual tuve el honor de conocer en Barcelona, cuando tuvimos mi primo Eduardo y yo,  el honor de ser recibido por el grandísimo entrenador Don Pedro Caballero-. Evelio Mustelier (Kid Tunero), se volcó en todos los aspectos para que José Legrá, se adaptara lo mejor y más rápido posible. Le presentó a personas y entre todo, consigueiron que José, se sintiera como en casa, aunque no dejaba de añorar la suya.
Tras inscribirse en la Federación Española de Boxeo, José Legrá, prometió al por entonces presidente el Sr. Vicente Gil, conquistar para España el Título de Europa y el Título Mundial.
Pronto, comenzaría a entrenarse en el Palacio de los Deportes de Madrid, como objetivo inmediato su debut en España ante el marroquí  Ben Leyachi.


viernes, 21 de septiembre de 2012

JOSÉ DURÁN

El 9 de octubre de 1.945, nace en Madrid José Manuel Durán Pérez. A la temprana edad de 15 años, comienza a entrenar para debutar a los 17 años ante Francisco Delgado. 
Como amateur, José Durán, llegó a ser Campeón de Europa y respresentó a España en los Juegos del Mediterraneo de Túnez 1.967 donde conquistó la medalla de bronce y en las Olimpiadas de México 1.968, cayendo eliminado en la segunda ronda. 
Tras los Juegos Olímpicos, pasó al profesionalismo, debutando en Barcelona ante Ben Amida, debut que se saldó con victoría de José Duran por K.O en el tercer asalto de la contienda. 
José Durán logró mantenerse invicto 22 combates, hasta que combatió con el francés y ex Campeón de Europa Jean Josselin a los puntos en combate pactado a ocho asaltos. 
Tras esta derrota, obtiene dos victorias, una de ellas ante Ángel Robinson García, lo que le supone aspirar por primera vez al Campeonato de España. En este primer intento de proclamarse Campeón de España del peso welter, no lo pudo conseguir, ya que el resultado del combate fue combate nulo y el entonces monarca nacional Antonio Torres conservó su Título de Campeón de España. Sin embargo, José Durán continua logrando importantes éxitos que le llevan nuevamente a disputar el Título de Campeón de España, en esta segunda ocasión lo haría en la categoría de peso superwelter. 
El 1 de agosto de 1.972, José Durán se enfrenta por el Título de España del superwelter a José María Madrazo, viendo nuevamente frustrado su deseo de proclamarse Campeón, al perder a los puntos en doce asaltos, pero José Durán logra firmar la revancha y el 30 de junio de 1.973, logra su gran objetivo y se proclama Campeón de España al derrotar en Burgos a José María Madrazo a los puntos. 
Tras proclamarse Campeón de España del peso superwelter, José Durán se fija como siguiente objetivo el Campenato de Europa y casi un año después el 7 de junio de 1.974 se enfrenta, como aspirante oficial de la EBU al francés Jackes Kechichian en Madrid, con el Título de Europa en juego. Tras 15 asaltos, José Durán -gran estratega, técnico, elegante y físicamente pletórico- logró derrotar por puntos al Campeón Fracés y proclamarse así nuevo Rey de Europa.
La primera defensa del cetro europeo, será el 3 de septiembre de 1.974, y lleva a nuestro Campeón a tierras alemanas, allí le esperaba Eckhard Dagge, al que logró vencer por K.O. técnico en el decimo primer asalto del combate, y logra retener su corona europea. En noviembre de ese mismo año, vuelve a Alemania para poner nuevamente su corona en juego, esta vez ante el austriaco Johan Orsolics y tras un gran combate de Duran, logra vencer antes del límite, en el decimo cuarto asalto por K.O. técnico, José Durán tras su segunda defensa logra levantar el cinturón de Campeón de Europa por tercera vez. 
Tras esta victoría, Durán pondría nuevamente su corona en juego, esta vez en Viena (Austria), y vence por puntos al boxeador Franz Csandl. Para entonces José Durán ya estaba ranqueado entre los diez mejores boxeadores del mundo y gracias a sus exítos en Europa, el Consejo Mundial de Boxeo, lo nombra coaspirante oficial al Campeonato Mundial de Boxeo en categoría superwelter, el otro coaspirante nombrado por el Consejo Mundial de Boxeo - el Título estaba vacante tras ser desposeido del mismo el japonés Koichi Wajima- es el brasileño Miguel de Oliveira. Este combate, celebrado en Mónaco el 7 de mayo de 1.975, se decidió a los puntos en favor del púgil brasileño, combate que pasó factura a nuestro Campeón, ya que 48 días después, concretamente el 24 de junio de ese mismo año, 1.975 fue obligado a defender su Título de Europa ante un viejo conocido de José Durán, Eckhard Dagge. Esta vez, nuestro Campeón, mermado físicamente, pierde por abandono en el noveno asalto del combate, ya que el poco tiempo que se le había concedido tras la disputa del Mundial ante Miguel de Oliveira, fue mas que insuficiente para que pudiera recuperarse del mismo y poder preparar la defensa de su Corona Europea con garantías y en Berlín, José Durán perdió su condición de Campeón de Europa.
Tras esta derrota, nuestro Campeón sigue trabajando junto a su inseparable Enrique Soria -quien estuvo a su lado durante toda su carrera, como preparador y manager-, y le llega una nueva oportunidad para disputar un Titulo Mundial, esta vez por la Asociasión Mundial de Boxeo, Corona que ostentaba el japonés Koichi Wajima. 
Durán viaja a Japón con su gente, y en una noche histórica de un 18 de mayo de 1.976, José Durán logra vencer por K.O al japonés en el decimo cuarto asalto, y se proclama Campeón del Mundo de Boxeo del peso superwelter, entrando así en la Historia del Boxeo Mundial. 

Tras esta gran victoría, José Duran, pierde su Corona en la primera defensa que realiza en Madrid, ante el argentino Miguel Ángel Castellini el 8 de octubre de 1.976. La derrota, no excenta de polémica, es por decisión dividida, este combate fue retransmitido en directo por TVE. José Durán nunca se vió perdedor de ese combate y decidió poner punto y final a su carrera, sin embargo el 18 de mayo de 1.978, volvió a competir por el Título Mundial, esta vez versión Consejo Mundial de Boxeo, en Italia. 
Ante Rocky Mattioli nuesto Campeón cayó derrotado por K.O. en el quinto asalto y tras una dilatada y exitosa carrera deportiva, José Manuel Durán Pérez pone punto y final y cuelga los guantes.

José Manuel Durán Pérez: Boxeador.
José Manuel Durán Pérez: Campeón.

lunes, 13 de febrero de 2012

JOSE ANTONIO LÓPEZ BUENO

En la misma tierra que  Perico Fernández, Aragón, nace Jose Antonio López Bueno un 18 de junio de 1974. Este aragonés, a pesar de las dificultades, se empeñó en llegar alto y llegó a la cima del mundo.
Debutó en el Boxeo Olímpico o amateur, a la corta edad de 15 años, siendo su entrenador el Sr. Peña, un debut amargo ya que salió derrotado por puntos. Esa derrota, no hizo mella en la moral y entusiasmo de nuestro Campeón, y en los Campeonatos de España de 1.990 celebrados en Calatayud, conquistó la medalla de bronce.
Continuaba su progresión, la cual quedaba de manifiesto en cada Campeonato de España, ya que en los Campeonatos de España de 1.991 celebrados en Lanzarote, conquistaría la medalla de playa y en los siguientes Campeonatos de España de 1.992 los cuales se llevaron a cabo en Oviedo, se proclamaría Campeón de España por vez primera. La segunda ocasión en la que logra proclamarse medalla de oro y por lo tanto, Campeón de España, sería al año siguiente, en 1.993 en los Campeonatos de España celebrados en Benidorm.
La afición de La Línea de la Concepción en particular, y del Campo de Gibraltar en general, guarda gran recuerdo de este noble, valiente y grandísimo boxeador, ya que siendo amateur, participa en unos Campeonatos de España celebrados en Algeciras, y ya como profesional, disputaría su primer Título importante en La Línea de la Concepción.
El 14 de noviembre de 1997, con motivo de la Convención Mundial de Boxeo del Consejo Mundial de Boxeo, que logra conseguir el Club de Boxeo Don Príncipe con los hermanos De la Rosa al frente, se celebre en nuestra ciudad La Línea de la Concepción, tiene lugar una Velada en la que se disputa el Título del Mundo Hispano del Consejo Mundial de Boxeo, en la categoría del peso mosca, y que enfrentaría a Jose Antonio López Bueno y Juan Carlos Díaz Quesada. Jose Antonio, dio muestra de su calidad y de su potente pegada, acabando con su oponente en el segundo asalto, y sorprendiendo a propios y extraños ya que se pronosticaba un combate muy igualado y competido.
Los aficionados linenses, salimos del Pabellón Municipal de La Línea, con la sensación de haber tenido la extraordinaria suerte, de presenciar en directo a un boxeador de talla mundial, y la sabia afición de La Línea no se equivocó...
En 1.998, el 10 de enero, realiza el Título de España ante Txiki Bartolomé, al cual derrota por K.O. en el primer asalto y se proclama así Campeón de España del peso mosca. Un peso mosca con una potencia de pegada propia de un  peso ligero y con la rapidez propia de su peso. Un fenómeno que para llegar a donde ya había llegado, tuvo que luchar contra viento y marea.
Realiza su primera defensa como Campeón de España, ante Jorge Mora venciendo por K.O en el segundo asalto. Posteriormente, pone el Título en juego ante Juan Carlos Díaz Quesada, combate con sabor a revancha, que esta vez  consumió todos los asaltos pero Jose Antonio López Bueno, lograría retener el Título de Campeón de España al vencer por puntos.
El 10 de octubre de ese mismo año, López Bueno disputaría el Campeonato Latino de la WBO, el cual conquistó al vencer en el noveno ruond a su oponente, Luis Ángel Castellano. Con este ya es el segundo Título internacional que logra conquistar, y quizás, fuese este el más importante ya que poco después, disputaría el combate de su vida, combate por la conquista del Campeonato Mundial de Boxeo, por la Organización Mundial de Boxeo, en la categoría del peso mosca.
Antes, nuestro Campeón, tuvo tiempo para conquistar un Título menor, pero Título, el 12 de diciembre de 1.998, ante David Cadwell, y en Zaragoza ante su gente, se proclama Campeón de la CBA.
Ya en 1.999, el sueño comienza a ser una realidad, el Mundial se logra traer a Zaragoza, y en presencia de su gente, Jose Antonio tiene ante sí, la posibilidad de vivir aquel sueño que tantas y tantas veces tuvo desde que practicamente era un niño. Jose Antonio, un boxeador al que nadie le regaló nada, y que con su tesón y espíritu de sacrificio, logró superar obstáculos para sentirse lo que era. Boxeador.
El 23 de abril de 1.999, su ciudad natal, Zaragoza, acoge en el Pabellón Príncipe Felipe, un acontecimiento histórico, un Campeonato Mundial de Boxeo, por el cual competirá el ídolo local, el zaragozano y zaragocista, Jose Antonio López Bueno, aquel chaval del barrio  de Torrero-La Paz, que no dejaba de entrenar ni un solo día y que todo/as admiraban y respetaban, no solo por lo gran deportista que era sino también por su calidad humana.
Jose Antonio López Bueno, saltó al Ring mas concentrado que nunca, y ante la multitud que le aclamaba se mostraba como ausente, totalmente centrado en lo que había ido hacer aquella noche al Pabellón Príncipe Felipe que presentaba un lleno absoluto.
Tras un comienzo trepidante, Jose Antonio atacó sin esconder cuales iban a ser sus armas, al hasta esa noche Campeón Mundial, el mexicano Ruben Sánchez, logrando vencerlo por K.O. en el tercer asalto del combate. Zaragoza era una fiesta, Aragón lograba así su segundo Campeón Mundial de Boxeo, tras Perico Fernández. Jose Antonio López Bueno se proclamó Monarca Mundial y convirtió su sueño en realidad.
La primera defensa del Tïtulo Mundial, la realizaría en la capital de la Costa del Sol, Málaga. Le enfrentaría a un duro boxeador ruso Igor Geravssimov, al cual en un memorable combate que a buen seguro permanece en la memoria de la afición malagueña, López Bueno vuelve a demostrar lo "Bueno" que es, derrotando al aspirante por K.O. en el séptimo asalto del combate.
Tras esta defensa, Jose Antonio se encuentra con un hecho con el que nadie contaba, tras sufrir un accidente de tráfico, y como consecuencia del mismo lesionarse un tobillo, la Organización Mundial de Boxeo, decide desposeerlo de la Corona Mundial de forma totalmente injusta, ya que esta lesión fue justificada mediante los respectivos partes facultativos y aún no se habían cumplido los plazos en el que el Campeón, debía poner en juego su Título. Esta circunstancia, marcó de forma negativa, la brillante carrera de un boxeador que estaba llamado a realizar aún mas gestas deportivas.
Tras un periodo de tiempo retirado de los Rings, regresa en intenta conquistar en varias ocasiones el Tïtulo de Europa sin éxito. En mi humilde opinión, Jose Antonio López Bueno debió proclamarse Campeón de Europa en Francia, cuando se enfrentó al francés Brahim Asloum, el combate lo perdió, insisto, en Francia, ante un boxeador francés, por puntos con decisión dividida. Los franceses no podrían soportar que otro boxeador español se proclamará Campeón de Europa en Francia ante un boxeador francés, como ya lo hicieran el melillense Ben Alí, o el toledano Fred Galiana, o el Lince de Parla Francisco Javier Castillejo que se proclamaron Campeones de Europa en Francia compitiendo ante los Campeones franceses...
En 2005, Jose Antonio López Bueno, logra conquistar nuevamente el Título Latino esta vez por el WBC tras derrotar a Lhance Zemmouri. Ya en 2.009 disputa su último combate con Título en juego, esta vez el Campeonato de España, que le enfrentaría a Jordi Gallard, en combate de revancha ya que meses antes, concretamente en marzo, Jordi Gallard venció a López Bueno por puntos, adjudicándose el Título. En la revancha, se dio idéntico resultado pero esta vez en favor de López Bueno, que se proclamaría así nuevamente Campeón de España.
Jose Antonio López Bueno, hace honor a su segundo apellido, no solo como boxeador y deportista, sino como persona, ya que desde el anonimato, a trabajado y trabaja de forma solidaria para intentar aportar a través del Noble Arte del Boxeo, su granito de arena a las personas más desfavorecidas.
Desde este humilde Blog, el que suscribe, y que tuvo la suerte de poder ver competir a Jose Antonio López Bueno, tanto en los Campeonatos de España amateur celebrados en Algeciras, como en La Línea de la Concepción ya en el Boxeo de pago con el Mundial Hispano en juego, mi más sincera felicitación, admiración y respeto, por todo lo que logró este hombre, tanto en el Ring como fuera del Ring. Hombres como Jose Anrtonio López Bueno, dignifican un deporte noble, y muchas veces maltratado, llamado Boxeo.
Jose Antonio López Bueno se retira del Boxeo profesional, con 31 victorias (15 K.O.), 10 derrotas (3 K.O.) y 4 nulos, además en su palmarés figuran los Títulos de Campeón de España, Campeón del Mundo Hispano, Campeón Euroafricano, Campeón del Mundo Latino y Campeón Mundial de Boxeo.

Jose Antonio López Bueno: Boxeador.
Jose Antonio López Bueno: Campeón.

domingo, 12 de febrero de 2012

EL TOREADOR DEL RING

Exuperancio Galiana Díaz, conocido popularmente como Fred Galiana, nació en Quintanar de la Orden el año 1.931, siendo un adolescente, marcha con su familia a Mataró. Es en Cataluña, donde entra en contacto con el noble Arte del Boxeo. En 1.950, participó en los Campeonatos de Cataluña de Boxeo amateur, compitiendo en los pesos pluma. Poco después pasaría a profesional, conquistando, el Campeonato de España de los pesos pluma en 1.954.
Tras un breve periodo de tiempo, decide subir de categoría y comienza a competir en el peso ligero, peso en el que también logra proclamarse Campeón de España, tras vencer a Ángel García.
En 1.955 lucha por vez primera, por la conquista de Europa. En París, ante Ray Famechon (boxeador francés que disputó a lo largo de su carrera 116 combates, obteniendo 100 victorias, 3 nulos y tan solo 13 derrotas) logró proclamarse Campeón de Europa venciendo antes del límite (comprendan desde cuando tienen rencor a los deportistas españoles los franceses).
En Francia, los críticos que sabían distinguir y respetar a un grande (a pesar de que este fuese español), pusieron a Fred Galiana el apodo "El torador del Ring" debido a la depurada técnica y habilidad para desacerse de los rivales, con pasos laterales y fintas, las cuales lograban que sus contendientes "embistieran al vacío" como cuando un toro entra al capote de un torero.
Fred Galiana, era un ídolo de masas, un hombre admirado que boxeara donde boxeara, se agotaban las entradas. Era un adelantado a su época, que probablemente hoy, sería uno de los mejores si no el mejor boxeador del mundo libra por libra.
Desde diciembre de 1.954 que perdiera por puntos ante Francis Bonnardel, se mantuvo invicto hasta junio de 1.956 donde cayó derrotado por K.O en el sexto asalto ante Duilio Loi en Milán.
Tras esta derrota, cosecharía dos derrotas más ante Bobby Ros y Manolo García, ambas derrotas por puntos. Estas tres derrotas de manera consecutiva, sembraron muchas dudas sobre el futuro de Galiana, ya que era un hombre que además del Boxeo realizaba otras actividades, y realizó sus pinitos en el mundo del toro, la canción o el cine. Sin duda, el que no se dedicara de lleno a la sacrificada vida de un boxeador profesional (sin restar méritos a los boxeadores que lograron vencerle), fue decisivo en sus derrotas y en que en su palmarés no brillara un Título Mundial.
El siguiente combate, tras caer derrotado ante Manolo García, lo realiza ante Karl Heinz Fiedrich, en Barcelona, logrando vencer por K.O. en el tercer asalto. Esta sería la primera de las treinta y dos victorias consecutivas. En este periplo de victorias, Fred Galiana, permaneció casi dos años en Argentina, donde boxearía con los mejores boxeadores argentinos y americanos sin que ninguno lograra derrotarle.

En 1.959 regresó a España, se proclamó Campeón de España al derrotar a Bobby Ros el 23 de septiembre de 1.959. 
En su última época, Galiana se integra en la cuadra de boxeadores de Don Pedro Caballero, empresario, entrenador y manager de gran prestigio en toda Europa. El Sr. Caballero (Barcelona) podía presumir de tener en su gimnasio a los mejores boxeadores amateur y profesionales de España, un hombre, que ayudaba a sus boxeadores en todo aquello que necesitaran. Cuando Galiana lograba una victoria importante, con su entrenador Sr. Caballero y todo su equipo, se desplazaba hasta Castelldefels y allí celebraba por todo lo alto su triunfo con su gente. Fred Galiana fue un hombre generoso y cercano, de buen corazón y muy agradecido con las personas a las que él apreciaba y que se portaban de forma noble con él. 
Era un hombre que trataba por igual a todos, daba lo mismo que fuese un boxeador profesional o amateur, él siempre mostraba con su comportamiento que era un señor. Tanta era su humildad, que en diversos combates donde boxeaba el boxeador amateur Antonio Olmedo Dominguez (mi padre) Galiana se prestaba como segundo de Don Pedro Caballero para asistirle. 
Fred Galiana fue todo un ejemplo como boxeador, como deportista y como persona. 
Su último combate, fue el 23 de diciembre de 1965, se enfrentó a Jesse Jones en Barcelona, logró derrotarlo por K.O. en el tercero, y tomándose así la revancha, ya que este  boxeador le venció en Madrid también por K.O., puso punto y final a una carrera llena de éxitos que no fueron más, por sus idas y venidas al noble arte. Lo tenía todo para ser Campeón Mundial, pero él prefería, vivir como le apetecía en cada momento. 
Exuperancio Galiana Díaz se retiró con 154 victorias (90 por K.O.), 22 derrotas (5 por K.O.) y 13 combates nulos, y habiendo conquistado el Título de Campeón de España y Campeón de Europa. 
Exuperancio Galiana Díaz: Boxeador.
Exuperancio Galiana Díaz: Campeón.